Inicio » La Voz de la Iglesia » Hacia la reconciliación en la justicia y la verdad

Hacia la reconciliación en la justicia y la verdad

06.05.2010. 05:25

Benedicto XVI 

 

Al recibir esta mañana a los obispos de Gambia, Liberia y Sierra Leona, que acaban de terminar su visita ad limina, el Papa Benedicto XVI alentó el trabajo de los prelados hacia la reconciliación en la justicia y la verdad, para que éste genere el "respeto duradero de todos los derechos humanos otorgados por Dios y contrarreste las tendencias a las represalias y a la venganza".

Refiriéndose a los informes quinquenales de los obispos, el Santo Padre expresó su alegría por el esfuerzo en "predicar el Evangelio en las confirmaciones, en las visitas a las parroquias, en las reuniones con grupos de sacerdotes, religiosos y laicos y en las cartas pastorales".

A los prelados animó a esforzarse "por construir comunidades vibrantes y expansivas de hombres y mujeres fuertes en su fe, contemplativos y gozosos en la liturgia, y bien instruidos sobre ‘el modo de agradar al Señor’. En un ambiente marcado por el divorcio y la poligamia, promoved la unidad y el bienestar de la familia cristiana construida en el sacramento del matrimonio".

"Las iniciativas y asociaciones dedicadas a la santificación de esta comunidad fundamental merecen vuestro total apoyo. Seguid defendiendo la dignidad de la mujer en el contexto de los derechos humanos y defended a vuestros pueblos contra los intentos de introducir una mentalidad antinatalista disfrazada como una forma de progreso cultural", prosiguió.

El Santo Padre subrayó que la misión de los obispos "también requiere que se preste atención al discernimiento y preparación adecuados de las vocaciones y a la formación permanente de los sacerdotes".

En este contexto, los alentó a seguir guiando a los presbíteros "mediante la palabra y el ejemplo, a ser hombres sólidos y claros en su enseñanza, maduros y respetuosos en su trato con los demás, fieles a sus compromisos espirituales, fuertes en la compasión por todos los necesitados. Del mismo modo, no dudéis en invitar a los misioneros de otros países a ayudar en la buena labor realizada por vuestro clero, religiosos y catequistas".

Hablando luego sobre la labor de ayuda a los refugiados e inmigrantes, el Papa instó a "buscar, cuando sea posible, la cooperación pastoral de sus países de origen. La lucha contra la pobreza debe llevarse a cabo respetando la dignidad de todos, alentando a esas personas a ser protagonistas de su propio desarrollo integral. Se puede hacer mucho bien a través de compromisos de comunidad en pequeña escala y de iniciativas microeconómicas al servicio de las familias. En el desarrollo y mantenimiento de dichas estrategias, una mejor educación será siempre un factor decisivo".

"Justamente animáis a la gente que ocupa puestos de autoridad a dirigir la lucha contra la corrupción, llamando la atención sobre la gravedad y la injusticia de tales pecados. En este sentido, la formación espiritual y moral de los laicos, hombres y mujeres de liderazgo, a través de cursos especializados en la doctrina social católica, es una importante contribución al bien común", continuó.

Benedicto XVI felicitó a los obispos por su "atención al gran don de la paz. Rezo para que el proceso de reconciliación en la justicia y la verdad, que con razón habéis apoyado en la región, produzca el respeto duradero de todos los derechos humanos otorgados por Dios y contrarreste las tendencias a las represalias y a la venganza".

"En vuestro servicio a la paz seguid promoviendo el diálogo con otras religiones, especialmente con el Islam, con el fin de mantener las buenas relaciones existentes y prevenir toda forma de intolerancia, injusticia u opresión, en detrimento de la promoción de la confianza mutua".

Finalmente el Papa Benedicto resaltó que "trabajando juntos en la defensa de la vida y en la lucha contra las enfermedades y la malnutrición lograréis una mayor comprensión, respeto y aceptación. La Iglesia local se debe caracterizar sobre todo por un clima de diálogo y comunión. Que gracias a vuestro ejemplo, los sacerdotes, religiosos y laicos crezcan en la comprensión y cooperación, en la escucha recíproca y en las iniciativas compartidas".

Este artículo no tiene comentarios.

Escribe un comentario







Código de Validación:

Introduzca el Código de Validación:



Buscador Interno

Estadisticas

  • Online: 8

Muy Interesante

Enlaces Recomendados


Zona de Videos
  ZONA DE VIDEOS



Articulos Mas Vistos

Recomienda el Portal a Un Amigo

Tu Nombre:

Correo de Amigo:

Código de Validación:

Introduzca el Código de Validación: