Inicio » Palabra de Vida » PARA ÉL TODOS ESTÁN VIVOS

PARA ÉL TODOS ESTÁN VIVOS

03.11.2010. 15:09

El Evangelio de la vida 

 

7 – Noviembre – 2010
Domingo XXXII del Tiempo Ordinario

“En aquel tiempo, se acercaron a Jesús unos saduceos, que niegan la resurrección, y le preguntaron: <<Maestro, Moisés nos dejó escrito: Si a uno se le muere su hermano, dejando mujer, pero sin hijos, cásese con la viuda y dé descendencia a su hermano. Pues bien, había siete hermanos: el primero se casó y murió sin hijos. Y el segundo y el tercero se casaron con ella, y así los siete murieron sin dejar hijos. Por último murió la mujer. Cuando llegue la resurrección, ¿de cuál de ellos será la mujer? Porque los siete han estado casados con ella>>. Jesús les contestó: <<En esta vida, hombres y mujeres se casan; pero los que sean juzgados dignos de la vida futura y e la resurrección de entre los muertos no se casar. Pues ya no pueden morir, son como ángeles; son hijos de Dios, porque participan en la resurrección. Y que resucitan los muertos, el mismo Moisés lo indica en el episodio de la zarza, cuando llama al Señor <<Dios de Abrahán, Dios de Isaac, Dios de Jacob>>. No es Dios de muertos, sino de vivos; porque para él todos están vivos>>.”  Lucas 20,27-38
 
PARA ÉL TODOS ESTÁN VIVOS

El tema de la resurrección está en la mente del pueblo judío y de todos los pueblos cercanos a Israel. El ser humano tiene la necesidad de acercarse hasta el mismo abismo que supone la muerte, la cual es compañera inseparable de la vida. Aquellos hombres le expusieron a Jesús algo que en sus mentes era lógico, y que les planteaba no sólo la duda sino el rechazo de la resurrección, y vemos como Jesús les responde con la misma lógica declarando a Dios Padre “Señor de vivos”.

Ciertamente hay muchas personas que solo con pensar en la muerte se sienten abrumadas, temerosas y desconcertadas. Pero queridos amigos, la fe que Dios nos ha regalado, es la que pone orden en nuestros miedos y temores, dando luz a la oscuridad y seguridad ante nuestros recelos. “La fe nos llena de esperanza y nos mantiene firmes, haciendo que el Amor sea nuestra única actitud principal en la vida”.

Hermanos, dejemos que Dios sea Dios, y nosotros encarguémonos de llenar nuestra existencia creando vida con nuestra propia vida, dando testimonio de fe ante los hombres y digámosles que “creemos en un Dios de vivos y no de muertos”.

¡Gloria al Señor!

Manuel Rico Jorge
Comunidad Parroquial Nuestra Señora de la Asunción
Casar de Cáceres
España

Este artículo no tiene comentarios.

Escribe un comentario







Código de Validación:

Introduzca el Código de Validación:



Buscador Interno

Estadisticas

  • Online: 10

Muy Interesante

Enlaces Recomendados


Zona de Videos
  ZONA DE VIDEOS



Articulos Mas Vistos

Recomienda el Portal a Un Amigo

Tu Nombre:

Correo de Amigo:

Código de Validación:

Introduzca el Código de Validación: